Bolivia líder en producción agroecológica en el mundo PDF Imprimir Correo electrónico

foto_agroec_.jpg

La agricultura ecológica como una forma de vida basada en conocimientos locales, tradicionales y científicos requiere de constante innovación e investigación para mejorar tanto el sistema productivo, como el manejo de los recursos naturales, la organización social y económica, la comercialización y otros aspectos inherentes.

La producción ecológica es una alternativa viable y sostenible en el ámbito medioambiental, social y económico para pequeños y medianos productores en todo el mundo.

La demanda de productos ecológicos en el mercado mundial ha crecido enormemente en los últimos años. Bolivia no sólo es uno de los países más mega diversos del mundo sino que ahora se ha convertido en líder de la producción agroecológica de alimentos. Su liderazgo en producción agroecológica se debe al número de productores ecológicos involucrados, y a que cuenta con certificaciones que acreditan el carácter orgánico de varios de sus productos.

Australia es el primer país en este tipo de producción en cuanto a extensión de hectáreas cultivadas.

Parte del mencionado liderazgo de Bolivia se expresa en su éxito para la exportación de café, castaña, cacao y quinua, entre otros productos. La producción ecológica boliviana está en manos de los pequeños productores y no de grandes empresas, muchos de los cuales son grupos familiares liderados por mujeres.

Los abonos que se utilizan son orgánicos y existe una gran variedad de productos alimenticios cultivados bajo esta modalidad. Hace unos años la producción estaba destinada casi de modo exclusivo al consumo familiar o local, actualmente, los productores tienen demanda a nivel nacional y para exportación gracias a la demanda creciente de países europeos y para EEUU.

Bolivia cuenta con unas 65 organizaciones de productores ecológicos integradas por unas 60.000 familias. Una treintena de estas organizaciones están certificadas y comercializan en mercados internacionales.

Recientemente, en la ciudad de Cochabamba, Bolivia, se realizó el III Encuentro Latinoamericano y del Caribe de Agroecología donde participaron 22 países, 19 del continente americano y dos de Europa, cuyos representantes, más de 300, compartieron experiencias de producción agroecológica y debatieron sobre la crisis alimentaría y sobre las potencialidades de la producción agroecológica como una alternativa viable y sostenible para pequeños y medianos productores en el mundo.

En la ocasión, se emitió el Pronunciamiento del III Encuentro Latinoamericano y del Caribe de Productores/as Experimentadores/as e Investigadores/as en Agricultura Ecológica, que reproducimos a continuación:

Cochabamba - Bolivia - 04 de Octubre

Vivimos en un mundo que se encuentra en una franca y declarada era de crisis representada por:

· Un cambio climático de nuestra tierra que atenta contra la sostenibilidad de los sistemas productivos actuales, atentado que no es más que la reacción a un comportamiento humano erosivo extractivo e irrespetuoso de la naturaleza y su dinámica.

· La producción agropecuaria actual supera en siete veces la necesaria para el abastecimiento de alimentos; sin embargo, el número de personas en el mundo que sufren hambre se incrementó en 852 millones de personas en los últimos 10 años, ésa crisis alimentaria también se debe al modelo agroindustrial de producción, comercialización y al acceso inequitativo a la tierra.

· Los actuales sistemas de producción de alimentos son sustentados por una sociedad de consumo, donde los alimentos son industrializados requiriendo un alto gasto de energía no renovable, que generan a la vez desechos altamente contaminantes al medio ambiente.

· Las políticas y estrategias de los gobiernos nacionales y organismos multilaterales se alinean a los intereses de empresas transnacionales, marginando, discriminando y menospreciando las pequeñas economías campesinas obligando a las familias a abandonar sus tierras, a adoptar paquetes tecnológicos convencionales y a servir dentro de sus sistemas comerciales.

En este contexto, entre el 29 de septiembre y el 4 de octubre del 2008, nos reunimos en la ciudad de Cochabamba - Bolivia, 366 personas de 16 países en el "III Encuentro Latinoamericano y del Caribe de Productores/as Experimentadores/as e Investigadores/as en Agricultura Ecológica" para compartir, discutir y reflexionar sobre las siguientes temáticas relacionadas a la agricultura ecológica: procesos productivos; transformación y comercialización, procesos de certificación; cambio climático y agricultura ecológica; la gestión de riesgos y la biodiversidad; todos estos en la visión política de una propuesta de Agricultura Ecológica.

En este Encuentro confirmamos nuestra visión de la agroecología como una filosofía y forma de vida, socialmente justa, culturalmente adecuada, económicamente viable, ambientalmente sana y consecuente con la soberanía alimentaria.

Por lo cual nos pronunciamos:

· Vemos de manera primordial la consolidación del movimiento de agricultura ecológica en Latinoamérica y el Caribe, basado en el protagonismo de las organizaciones sociales económicas de los pequeños productores campesinos e indígenas representados por sus asociaciones nacionales en la Unión Latinoamericana y del Caribe de Pequeños Productores Ecológicos creada durante éste Encuentro.

· Nos proponemos superar las barreras de las terminologías referidas a la agricultura ecológica usadas en cada región, debiendo primar sus valores y principios ambientales, sociales y culturales y la visión de territorialidad.

· Identificamos como nuestros enemigos a las empresas transnacionales de agroquímicos y semillas, los transgénicos y los agro-combustibles y a todo lo que nos ate a sistemas productivos dependientes de insumos externos y/o paquetes tecnológicos foráneos; rechazamos el latifundio o la concentración de la tenencia de la tierra en pocas manos, nos oponemos contundentemente a que los alimentos se transformen en biocombustibles.

· Sentimos la necesidad que organizaciones sociales, ONG, organismos de cooperación internacional y agencias de desarrollo, instituciones académicas y los mismos gobiernos asuman la responsabilidad de impulsar, defender, y promover la agricultura ecológica.

Nos proponemos:

· Difundir las experiencias de la agricultura ecológica, la sensibilización e información a los consumidores y denunciar las consecuencias del modelo productivo convencional.

· Incentivar la formación y educación en la gestión agroecológica e incluirla en el currículo universitario y técnico; difundir y promocionar metodologías de interaprendizaje horizontal y participativo; concientizar a la ciudadanía sobre el medio ambiente y la salud, fortalecer la investigación en sistemas de producción sostenible y recuperar el conocimiento tradicional.

· Comercializar los productos ecológicos en mercados locales, solidarios y de trueque implementando ferias y eventos de promoción de la agricultura ecológica en diferentes regiones, revalorizando el consumo de alimentos nativos y ecológicos.

· Fortalecer las alianzas entre organizaciones para la conservación de la biodiversidad, la agro-diversidad y los recursos genéticos y el desarrollo de redes de intercambio de semillas, con un inventario de las variedades existentes.

· Desde nuestras actividades en nuestros países impulsar la prohibición paulatina y progresiva de plaguicidas en las actividades agropecuarias, empezando por los plaguicidas más nocivos de los grupos extremadamente peligrosos (Grupo 1 a) y altamente peligrosos (Grupo 1 b).

· Mejorar y promover la diversidad de Sistemas Participativos de Garantía (SPG) basados en la confianza de los consumidores organizados y su reconocimiento por parte de los gobiernos nacionales y sus Autoridades Competentes.

· Difundir la agroforestería ecológica como una alternativa efectiva para mitigar el calentamiento global y el cambio climático.

Instamos a las instituciones académicas:

· A involucrarse activamente en el movimiento agroecológico, dejando ambigüedades e incoherencias en sus actividades de enseñanza.

Exigimos a los gobiernos nacionales y locales:

· Establecer un marco legal favorable para la promoción, protección e incentivo de la agroecología, y a su implementación a través de políticas y programas estratégicos y coherentes en los niveles locales, regionales y nacionales.

Firman: 366 participantes de 16 países de América Latina y el Caribe

Fuente: Participantes III Encuentro

Cochabamba, 11 de octubre de 2008