Informe preliminar de la Endsa 2008 PDF Imprimir Correo electrónico

La Paz, 18 de mayo de 2009. La Encuesta Nacional de Demografía y Salud (Endsa) es elaborada cada cinco años por el Instituto Nacional de Estadística y el Ministerio de Salud, sobre todo para descubrir datos vinculados a la mortalidad infantil y la situación de la salud materna.

 

El informe preliminar de la Encuesta Nacional de Demografía y Salud 2008, muestra, además de las estadísticas sobre la situación social del país, aspectos de la cotidianidad, costumbres y situaciones que destapan la forma de ser y de actuar de las y los bolivianos. La consulta está relacionada con temas de fecundidad, planificación familiar, métodos anticonceptivos, mortalidad infantil, atención materna, vacunación, prevalencia de enfermedades, lactancia, nutrición, conocimiento sobre el VIH/sida y formas de prevención, y la violencia intrafamiliar.

 

Entre los indicadores más esperados de este documento, se hallan los vinculados a la mortalidad infantil y la situación de la salud materna, ya que están unidos con el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio de las Naciones Unidas hasta el año 2015, a los que Bolivia está suscrita.

 

Por ejemplo, la Encuesta Nacional de Demografía y Salud, dice que el nivel de mortalidad de niños menores de cinco años por cada mil nacidos vivos es de 63; que de cada 100 infantes por debajo de los cinco años de edad que mueren en Bolivia, 40 fallecen en su primer día de vida, otros 40 antes de cumplir su primer año y el resto en los siguientes cuatro años; y que esta mortalidad es más elevada en el área rural que en la urbana, donde se registran 67 y 36 fallecimientos por cada millar de neonatos, respectivamente.

 

Este estudio fue realizado en 19.564 hogares del territorio nacional, a través de 40 equipos de trabajo que, además de hacer las consultas, midieron a los niños en talla y peso en relación con su edad, para verificar su grado de nutrición. Esto igualmente determinó, por ejemplo, que “el total de niños con desnutrición crónica asciende al 22 por ciento (27 por ciento en 2003), el 5 por ciento considerada como severa. Apenas el 1 por ciento sufre de desnutrición aguda y el 6 por ciento de desnutrición global”. En cuanto al rango de edades, el porcentaje más elevado de desnutrición crónica se concentra en los pequeños que tienen entre 12 y 23 meses de vida.